Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Vie Abr 19, 2013 3:58 pm

Tras un momento de carretera lejos de la tienda de pronto, en el centro de la ciudad se pudieron observar cuatro torres enormes, eran torres empresariales o algo similar, enormes edificios de acero, concreto, vidrio y grandes decoraciones, frente a este edificio una enorme estatua de una mujer en una redoma, tras cruzar comenzaron a entrar en un sótano en el sótano de esas monstruosas construcciones que tenían 50, 60 pisos y quizá mas que eso, las cuatro una a un lado de la otra y en su cima unos puentes que se unían en el punto de unión de estos puentes, elevado en el aire entre estas torres una construcción.

Conforme estaba entrando en el sótano comenzaron a bajar, este solo alumbrado por unas luces que guiaban el camino, las mismas se reflejaban en los vidrios de las Limusinas y los demás autos, conforme bajaban, todo se tornaba mas oscuro y con mas luz artificial, así pasaron un primer sótano, luego un segundo y luego un tercero... Tras eso llegaron a una gaceta donde chicas muy hermosas vestidas de militar abrieron el paso a toda la caravana, una vez entrado se podían observar cientos de autos estacionados, lujosos de todas clases, todos perfectamente iluminados, ya que este piso estaba tan iluminado como un interior de una casa, por otro lado... Una vez se estacionaron, una Maid abrió la puerta, mientras dos de esas militares armadas se quedaban a los lados del automóvil, entonces Jizzy miro a Kisaki y dijo:

-Pequeña... Vamos, hemos llegado a casa... Bajándose y dándole la mano para ayudarla a bajar, entonces se pudo observar un camino enorme de una alfombra roja, a los lados de esta Maids formadas esperando las ordenes de Jizz, al estar fuera se pudo ver que todas las paredes de este sótano estaban decoradas con un hermoso y delicado arte... Erótico, que mostraba personas en todas las posiciones, haciendo todo tipo de actos eróticos, mientras que al otro lado de la alfombra estaban unas enormes puertas doradas hermosamente decoradas, las cuales se abrieron a los lados, dentro una hermosa habitación, la cual tenia en la puerta a una Maid que hizo reverencias al ver a Jizz acercándose, en esta habitación esculturas de mujeres que no llevaban ropa, semejante a esas antiguas estatuas griegas, en frente un sillón morado de terciopelo, una pequeña mesa de una madera blanca y cristal... A un rincón de la habitación un pequeño Bar con una Maid preparando una selección de cócteles para Jizzy...

En ese punto el rey de los proxenetas miro a su Pet y le dijo:

-Pequeña... Hemos llegado, tomemos el ascensor y vamos a casa... Es hora de estar juntos... Vallamos a la cama..


Última edición por Jizzy Suxxx el Sáb Abr 20, 2013 10:17 am, editado 1 vez
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 4:54 am

La pequeña neko estaba tumbada en la cama, con su camisón, abrazada a su amo que estaba sonriendo, mirandola y acariciando su espalda. Esta tenía apoyada su cabeza sobre el pecho de su amo, moviendo un poco sus orejas y la cola, mientras la mano de este subia y bajaba por su espalda. Kisaki se incorporó un poco, abriendo sus ojos y mirando a los de su amo, sentándosé encima de su abdomen, con una pierna a cada lado y arqueando un poco la espalda, estirandose. Después, miró a su amo, sus orejas se movían con pequeños movimientos rápidos, y esbozando una sonrisa algo ladina, relamiendose los labios y mostrando un poco sus colmillos. Tenía un pequeño sonrojo, que obvio no podía evitar, mientras su amo solo esbozaba esa sonrisa. Kisaki bajó un poco su cadera, juntandola con la de su amo, para después besarle suavemente en los labios, conviertiendose en un beso intenso, cuando...

La gata se sobresaltó al oir la voz de su amo, levantando su cabeza de su hombro, y mirando medio adormilada a aquella limusina, mientras este se bajaba y le exendía la mano, estirando la suya tambíen, bajando de la limusina, apoyándose en el.

-Perdón... Me quedé medio dormida... Estaba tan cómoda a su lado...
-dijo sonrojada, bajando la cabeza al cruzarse sus miradas, recordando aquel sueño en el que había sido tan "lanzada", y a la vez recordando ese momento de la playa, en el que su amo la había cogido en brazos, aumentando su sonrojo y bajando la cabeza todo lo posible.

Rápidamente negó con la cabeza, intentando quitar ese sonrojo, mirando a todos lados, observando esa alfombra roja, con aquellas Maids; después miró a las paredes, aunque se podría decir que eso fue lo peor que podía hacer, ya que estaba llenas de dibujos eróticos y diferentes posiciones, y sonrojada, miró a su amo, mordiéndose el labio.

Mientras su amo caminaba hacia aquella habitación, ella iba detrás de el, con las orejas agachadas, decidiendo agarrar a su amo de la camisa mientras este seguía avanzando. Miró a aquel ascensor, para luego dirigir de nuevo su mirada hacía Jizzy, poniendose delante de el y escuchando sus palabras. Después de esto, le agarró de la mano y caminó hasta llegar al ascensor, respondiendole durante este pequeño trayecto.

-Si... Los dos solos... ¿no?-le miró sonriendo, ya dentro del ascensor, para después volverse a poner delante de él y mirarle a los ojos, sonrojada, y cogiendo aire decidió decir la frase que no había logrado terminar-. Claro que iré a la cama con usted... Dormiré con Ji-sama hoy, pero...-la pequeña cogió aire, cerrando los ojos y apretando la mano de su amo con fuerza-. Me gustaría poder dormir con usted todas las noches...-dijo algo bajito, volviendo a mirar a su amo, a aquellos ojos que reflejaban los suyos azules, que apartaron la mirada al poco, añadiendo-. No me gusta dormir sola...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 8:48 am

Al entrar en el ascensor solo se sentó en el sillón cruzando la pierna, con un espacio a su lado para que se sentara su Pet, su nueva consentida, entonces coloco su mano en la cabeza de la Pet para acariciarla un poco mas, mientras se cerraban las puertas del mismo, entonces la Maid solo les hizo una reverencia a ambos, igual que la Maid del minibar, una vez cesaron en sus reverencias pulsaron los botones y comenzaron a subir... En ese momento Jizzy con una sonrisa dijo a su pet:

-Pobre... Lamento si fue aburrido el viaje pequeña... Pero ya estaremos solos en la habitación... Mientras le acariciaba un poco su cabeza bajando hacia su cuello, dijo entonces... Si... Estaremos solos y en intimidad allá arriba mi pequeña...

Tras esto las emociones de Jizz se encontraron al escuchar a la pequeña decir que quería estar con el, descansar a su lado, como su compañera, esto hizo que el proxeneta soltara las mayores sonrisas que había dado, exhibiendo toda su dentadura de Oro, para mirar entonces a la Neko, la que lo había hecho tan alegre en ese momento y dijo:

-Seguro que si pequeña.... A partir de esta noche dormirás con Jizz todas las noches... Creo que sin ti no podre conciliar el sueño en el futuro Luego se hecho a reír mientras la abrazaba y luego daba un tierno beso en sus labios. Del cual se fue apartando de forma lenta mientras las luces del ascensor se reflejaban en sus gafas de oro, entonces alejándose con esa tierna sonrisa la miro y dijo... Mi gatita.... No dormirás nunca mas sola de noche.... A partir de ahora dormiremos siempre juntos...

Tras eso la Maid anuncio con una reverencia que habían llegado al piso, entonces Jizz se levanto extendiendo su mano a Kisaki, al abrirse las puertas se revelo una mansión hermosa, con unas escaleras de Caracol preciosas de Cristal, en cada rincón esculturas de mujeres desnudas, inclusive dos enormes estatuas de mujeres que eran los pilares que sostenían en sus hombros el segundo piso, todas las Maids que estaban en la casa limpiando hicieron reverencias a la pareja mientras Jizz comenzó a caminar hacia su habitación subiendo las escaleras... Todas las paredes estaban tapizadas con Arte erótico, personas teniendo sexo en todas las posiciones existentes, algunas mas gráficas que otras, mientras daba pasos rápidos por un pasillo lleno e arte y puertas hasta el final, una vez pasado llego a unas nuevas escaleras de caracol que lo llevaron a un nuevo pasillo... Y por fin al final de esto, después de caminar con sonrisas llegaron a unas enormes puertas, con dos Maids en la entrada, quienes abrieron la puerta y una de ellas tomo el equipaje de Kisaki...

-Tranquila neko mía... La Maid lo llevara a tu habitación... Dormirás conmigo pero también tendrás un espacio para ti.... A veces querrás estar sola...

Al abrir la puerta de la habitación... Se veía un Bar con tres Maids, una sala y varias puertas, de las cuales una Maid que estaba a un lado de una la abrió, revelando allí la habitación de Jizz, una enorme cama dorada, con techo, cada columna de la cama eran esculturas nudistas doradas, mientras que en frente había una enorme pared de vidrio, desde donde se observaba toda la ciudad, sin duda estaban en uno de los puntos mas altos de la ciudad, en la base de la cama un Jacuzzi que estaba apagado, mientras la ciudad llena de luces alumbraba la habitación... Con una seña que hizo Jizz la Maid cerro la puerta dejándolos dentro.

Entonces el Rey Chulo giro y comenzó a retirarse su ropa, lanzandola en el piso, hasta quedar en una ropa interior de animal Print de leopardo, la cual se retiro también quedando de nuevo totalmente desnudo exhibiendo toda su musculatura, sus tatuajes y sus enormes atributos... Entonces Jizz miro sonriendo a la chica diciendo:

-Hermosa... Duermo desnudo, espero no te moleste... Entonces se dirigió a la cama acostándose en la gigante cama, y se recostó al espaldar, donde miro a su Neko y dijo.... Pequeña... Ven acuéstate junto a mi Dando pequeños golpes en la cama con la palma de su mano indicando a Kisaki donde se sentaría... Veamos juntos el paisaje de nuestra ciudad...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 9:20 am

-No, no es que fuese aburrido, es solo que, estaba algo cansada...-dijo algo nerviosa, mientras este acariciaba su cabeza, levantando esta y cerrando los ojos. Cuando este pasó la mano por su cuello, se estremeció un poco, notando con el tono que decía aquello. Ella desconocía las intenciones, pero no le importaba hacerlo, ya que pensó que eso sería divertido, así que sólo sonrió y siguió con los ojos cerrados y disfrutando de las caricias, mientras continuaba escuchando a su amo-. ¿Entonces está bien que duerma con usted?-dijo, mirándole sonriendo, cuando este la abrazó riendo, contagiando parte de su risa, cortándola con aquel tierno beso, que hizo a la gata volver a cerrar los ojos.

¿Qué era aquello que sentía cuando su amo la besaba? Nunca había recibido besos de otros, así que desconocía como serían las diferentes sensaciones, pero cada vez que se besaban, sentía un gran calor por dentro, ¿calidez, quizás? ¿cariño? ¿amor? Kisaki lo desconocía, pero prefería no pensar en aquello.

Extendió su mano, juntándola con la de su amo, caminando hasta salir del ascensor. Miró sorprendida todo aquel "palacio". Las escaleras le parecieron preciosas, pero le disgustó ver tanta mujer desnuda, ¿qué clase de obsesión tenía su amo? ¿Y las escenas de sexo de las paredes? Eso ya ni mencionarlo. Pensó que ese no era el momento correcto de preguntar.

Kisaki miró aquellas pinturas de las paredes, sonrojandose levemente, cuando su mente imaginó a su amo y ella en una posición de las tantas que había en las paredes, aumentando un sonrojo imposible de disimular. Notó la voz de su amo, y respondió de una forma algo torpe y nerviosa, ya que andaba distraida

-A-ah, s-si, vale, g-gracias-. Y miró a aquella maid sonriendo, con sus mejillas enrojecidas.

Kisaki pasó a la habitación, se quedó alucinada ¿de dónde sacaba tanto dinero? La idea de tener un jacuzzi le fascinaba, puesto que ella siempre pensó en probarlo, aunque el estar en agua no le hacía mucha gracia. Soltó la mano de su amo, corriendo hasta llegar a la vidriera, observando toda la ciudad, llena de luces, esbozando una pequeña sonrisa, para después mirar a su amo, que se acababa de desnudar, aumentando el sonrojo de la gata, que apartó la mirada de nuevo, sonrojada.

-P-por mi está bien... Después de todo, y-yo duermo con esta camisa que me queda algo grande...-dijo, mirándose aquel camisón que no le llegaba más allá de donde terminaba su ropa interior, permitiendo al mínimo movimiento brusco ver esta. Se acercó y se sentó en aquel lugar en el que su amo le había indicado, mirándole a los ojos, sonrojada, sin saber que decir ni que hacer, mordiéndose el labio, apartando la mirada de vez en cuando.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 9:48 am

Desde donde estaban ambos acostados se podía ver toda la ciudad, las luces alumbrando la habitación y reflejándose en sus pieles, en sus ojos, mientras Jizz comenzó a acariciar el cuello y la espalda de Kisaki, de forma muy pertinente estimulando con la punta de sus dedos cada terminancion nerviosa de la columna de ella, sin duda Jizz sabia que hacia, mientras tan solo seguía mirando el paisaje, en silencio que interrumpió para decir...

-Es un sueño estar contigo aquí mi gatita....

Para luego hacer de nuevo silencio y seguirla acariciando, entonces, son su otra mano comenzó a acariciar las piernas de la chica, girándose un poco hacia ella, lo hacia de una forma profesional, magistral, pero aun así tierna y cariñosa, estimulando cada poro de la piel de la chica, mientras le sonreía mirando su rostro, entonces le dijo...

-Pequeña... ¿Te molestaría si continuamos lo de esta tarde en la playa?... Entonces comenzó a dar tiernos besos en el cuello de la pequeña, cada uno mas delicioso que el anterior, hasta comenzó a dar lamidas las cuales estimulaban el sistema nerviosos de la Neko, mientras la mano que estaba en su espalda se movió a las orejas de la misma, acariciándola con maestría, entonces la mano que estaba en la pierna, en el muslo de la pequeña comenzó a subir por su costado, acariciando sus costillas hasta llegar casi a los senos de la rubia y luego comenzó a bajar tocando y masajeando todo su abdomen por dentro de su camisón, siempre con la punta de los dedos mientras sus besos en el cuello subían la intensidad...

Entonces retiro con una delicada y tierna lamida su boca del cuello de la pequeña, mientras su mano bajaba poco a poco por su abdomen, comenzó a besarle en sus labios con una sonrisa, un beso intenso, fuerte, no como los demás, este era para fundirse, para demostrar sus sentimientos por ella, con potencia y ternura que describía el momento, intentando entonces de forma gentil introducir un poco su lengua en la pequeña boca de la chica para buscar y jugar un poco con esa lengua que lamió su mano horas antes... Entonces sus manos comenzaron a acariciarla de una forma mas intensa, estimulándola como nunca...

Sin duda quería estar con ella esa noche, pero tampoco deseaba presionarla, solo quería pasar rato con ella... Quería demostrarle lo que sentía por ella esa noche. ¿Como reaccionaria su Pet?
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 10:17 am

Cerró los ojos, dejando de ver aquel hermoso paisaje. Pensó que ya podría disfrutarlo más veces, y así decidió disfrutar de las caricias que le hacía su amo, arqueando su espalda, aumentando su sonrojo. Se estremecía cada vez que cambiaba de sentido, eso sin duda la encantaba, y de la manera que lo hacía era perfecta para ella. Sonrió ante las palabras de su amo, dándole esto como respuesta, apoyando su cabeza en su hombro, pero levantandola de nuevo al poco, ya que no podía resistirse a esas caricias de su amo, que la llenaban de placer.

Notó como su otra mano comenzó a acariciar su pierna, provocando que la gata doblase un poco las rodillas, cerrándolas un poco, estremeciendose, pero sin resistirse, ya que la estaba gustando demasiado. Abrió los ojos sonrojada, encontrándose con la mirada de su amo, sonriente. Ella estaba jadeando, intentando no soltar ninguna clase de gemidos ante esas caricias, mordiéndose el labio, pero sabía que eso no iba a durar mucho tiempo. Se sorprendió ante la pregunta de su amo, y más ante el movimiento, al que la gata sólo respondió levantando la barbilla y abrazandole, pegándose un poco a el, mientras notaba como este daba ligeros besos en su cuello, que hacían cerrar las piernas de la chica, notando cierto cosquilleo ahí abajo, mientras seguía disfrutando del placer que le daba Jizzy.

-N-nya-...A-ah... Ahn... P-por mi esta b-bien... N-nyah-. Logró pronunciar la gata, resignandose a aguantar esos sonidos que sin duda sonaban eróticos para cualquier persona, mientras el culpable de este placer comenzaba a dar lamidas a su cuello, comenzando a excitar a la gata más. Esta cerró las piernas con fuerza, notando parte de su ropa interior algo mojada, ¿con tan poco se podía llegar a excitar? Pero ya no eran sólo aquellas lamidas lo que la excitaban e incitaban a querer más y más de aquello, aquellos movimientos majistrales que hacía su amo sobre su abdomen, haciendo que esta arquease la espalda. Aquella mano que bajaba por su abdomen estaba cerca de aquella zona de la chica que irradiaba calor, sin duda-. J-ji...J-ji-sama... N-nya...-Pronunció el nombre de aquella persona cuando este dió la última lamida a sus labios, mirándole a los ojos, sonrojada. Quizás en sus ojos se notaban que tan excitada estaba y cuanto calor tenia, respirando algo acelerado, sin dejar de jadear.

Notó de nuevo los labios de su amo contra los suyos, notando como algo intentaba introducirse en su boca, su lengua. Esta abrió la boca, permitiendo a su amo la entrada en ella, para que jugase con su lengua e hiciese todo lo que desease dentro de su boca, dándole más y más placer a la pequeña gata. Mientras notaba como aquellas manos la acariciaban más intensamente, volviendo a provocar el arqueo de su espalda.

Ella sospechó cómo podrían acabar esa noche, aunque no le importaba demasiado, ella estaba feliz de que él fuese su amo, y no podía negar que todo aquello le estaba dando demasiado placer y estaba disfrutando de ello, no dudaría en seguir.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 11:17 am

Acariciaba entonces complacido por las palabras de su Neko su abdomen, cada parte de esos músculos, mientras sus labios jugaban un poco con los de ella y su lengua se entrelazaba, lamia y masajeaba la de la pequeña. Entonces con la yema de sus dedos comenzó a bajar poco a poco debajo del ombligo de la pequeña, hasta comenzar a acariciar su pelvis, en este momento seguían fundidos en su beso enorme, mientras Jizz bajaba su mano de las orejas al cuello de la chica, acariciándolo de arriba a abajo suavemente hasta llegar a su pecho... Allí dejo de nuevo los labios de Kisaki para comenzar a besar su cuello nuevamente, esta vez con mayor intensidad y técnica, revelaban estas caricias Jizz era un experto en lo que hacia...

Allí su mano, la de la pelvis comenzó a bajar poco a poco a la ropa interior de la Neko hasta llegar a su entrepiernas, el cual estaba un poco mojado al tacto, en ese momento comenzó a acariciarla, masajearla y estimularla en su entrepiernas tal como un maestro, estimulando sobre su ropa interior cada centímetro, usando esa misma humedad como lubricante para intensificar el placer, mientras con su dedo indice y medio masajeaba perfectamente los centros de placer mas profundos de la pequeña.

Tras eso la mano que estaba en la clavícula comenzó a acariciar y estimular de forma tierna los senos de Kisaki, creando suaves ritmos entre la estimulacion del entrepiernas, los senos y los besos en el cuello. Lo hacia con una maestria, técnica y delicia tal que todo se juntaba a la vez en la chica... Aumentando cada vez mas la intensidad, la técnica, la velocidad... Entonces con sus dedo indice y pulgar tomo por sobre la ropa interior el clítoris de Kisaki, para estimularlo y hacerla sentir mucho mejor, al mismo ritmo que todo lo demás... Mientras esto sucedía el miembro viril de Jizz comenzó a crecer y erectarse poco a poco en frente de la mirada de la Neko.

Entonces con su mano comenzó a acariciar los pezones de la pequeña, sobre su ropa, mientras su lengua que lamia y acariciaba su cuello entonces hizo algo raro, de acariciar su cuello su lengua comenzó a estirarse acariciando y lamiendo todo su cuello hasta entrar poco a poco por el cuello de la camisa de la chica, dirigiéndose a sus senos rodeando uno de ellos y con la punta envolviendo y masajeando todo el pezón de la Neko. Allí el ritmo aumentaba cada vez mas buscando hacer llegar a los limites a la chiquilla...

Una vez alli, saco su lengua y la devolvio a su boca, mirando con una sonrisa a la pequeña mientras con su mano de abajo tomaba la ropa interior de la Neko y dijo...

-Pequeña... Creo que ya mojaste mucho esa ropa interior... ¿Te parece si la retiramos?... Luego hizo un poco de silencio para mirar y percatarse de lo que le sucedia a su miembro viril... Oh!... Pequeña... Quieres darle un poco de placer a tu amo?... Dijo con una sonrisa algo apenada puesto no quería espantar o traumar a la pequeña.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 20, 2013 9:48 pm

Kisaki cerró los ojos con fuerza, además de sus piernas, notando cómo Jizzy entrelazaba su lengua con la suya, jugaba con ella y la lamía, una y otra vez, provocando más placer a la pequeña. Notó como la mano de este seguía bajando, pero no le importó, ya que estaba demasiado concentrada en aquel beso, aquel intenso y profundo beso que les unía como si fueran uno. Al separarse sus labios, le miró, sonrojada, jadeando, con la lengua fuera, que escondió al instante, antes lamiendo su propio labio, y tragando saliva; para después volver a levantar la barbilla y seguir disfrutando de aquellos besos en el cuello.

Notó como la mano de su amo bajó hasta su ropa interior, comenzando a masajearla y estimularla, allí, en su zona húmeda, que se iba mojando más y más por momentos. No podía resistirlo, cada vez que su amo movía la mano o le besaba en su cuello, soltaba pequeños gemidos, suspiros de placer, aumentando cada vez más la intensidad y la continuidad de estos.

Cuando su amo comenzó a masajear su pecho, ¿qué más podía pedir? La estaba dándo placer de todas las formas que podría hacer, a la vez, estimulándola más y más. A medida que iba aumentando la velocidad, esta seguia gimiendo, con un sonrojo en su cara y los ojos cerrados, disfrutando de todas aquellas sensaciones que estaba sintiendo por primera vez y que sin duda, le estaban encantando.

-J-ji...Ji-sama... N-nyah.. A-ah-. Dijo, entre gemidos y suspiros, jadeos, su respiración acelerada. Su amo había comenzado a masajear su clítoris, haciendo que esta abriese algo las piernas, pero doblando sus rodillas, comenzando a gemir con más intensidad, volviendo a cerrar sus ojos. Notaba cómo su ropa interior se iba humedeciendo cada vez más, sin poder evitarlo. Ella entreabriró los ojos, observando a su amo entre jadeos y gemidos, dirigiendo su mirada a aquel miembro en erección.

Cambió su mirada a los ojos de su amo, cuando este comenzó a acariciar sus pezones, que llevaban un largo rato endurecidos, y aún más cuando su lengua comenzó a lamer estos, arqueando la espalda y cerrando sus ojos de nuevo, sin dejar de emitir esos gemidos que ya no podía controlar. ¿Su límite? Estaba apunto de llegar a eso, era demasiado.

-S-si... ¿D-de quien crees que es la culpa? I-idiota...-respondió la pequeña gata, abriendo los ojos y mirandole a los suyos, para después sonreir un poco. Era la primera vez que estaba en aquella situación, pero no temía seguir con aquello-. ¿Placer?-Esbozó una sonrisa algo ladina, y dió un ligero empujón a su amo, tumbándole contra la cama, para después ella sentarse sobre su pecho, dándole la espalda, pero tumbandose sobre él, pegando su pecho contra su abdomen, con los pezones endurecidos que sin duda se notaban, aunque aún conservase aquel camisón.

La boca de la neko se quedó cercana a aquel miembro, y, acercándose a el, dió una pequeña lamida recorriendo de arriba abajo aquel pene erectado, el de su amo, concentrándose en la punta de aquel miembro, recorriendola con su lengua para después introducirlo completamente en su boca, lamiéndolo y sin dejar de meterlo y sacarlo en aquella boca, ayudándose un poco de su mano que sujetaba el pene de Jizzy.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 21, 2013 6:18 am

Que delicia era están con su Pet, sentir su piel cerca de la de el, su respiración, sus gemidos de placer, ellos alimentaban a Jizzy sin duda, quien quería mas de ellos y a la vez recibir mas placer, entonces sintiendo los pezones endurecidos en su abdomen y el aparato delicioso de su pet sobre su pecho derramando sus fluidos sobre el mismo, era delicioso, pero no mas que las tiernas lamidas y felaciones que estaba recibiendo de la boca de su Neko, que delicia sin duda... El pene de Jizz entonces comenzaba a expulsar fluidos preseminales en la boca de la Pet, mientras el poseedor del miembro colocaba sus manos en el trasero de la chica y comenzaba a masajearlo poco a poco, de forma circular, buscando hacer sentir bien a la chiquilla... Es el momento donde Jizz decide estimular aun mas.

De cada hombro surge un tentáculo, rosado, que lucia como un miembro pero que en la punta poseía otros tentáculos pequeños los cuales vibraban y masajeaban, estos se estiraron hasta llegar a la Neko y se metieron en su ropa alli, expulsando un lubricante comenzaron a "lamer", tocar y masajear todo el cuerpo de la chica, desde su abdomen subiendo hasta sus senos, los cuales estimularon como nunca, cada milímetro, cada terminación nerviosa, por un lado con el cuerpo de los mismos rodeo todo el seno y lo masajeaba de forma maestra mientras que de una espectacular manera los tentáculos pequeños vibraban y se movían como pequeñas lenguas en los pezones de Kisaki... Lo hacia simplemente magnifico, todo esto lubricado con unos fluidos que los mismos tentáculos tenían que mejoraban la sensación muchísimo...

Para el momento Jizz con sus manos abrió un poco los glúteos de la chica mostrando a su visión su ano y vagina desde atrás, imagen que disfrutaba y mientras sus tentáculos hacían lo suyo en los pezones de la pequeña, su lengua se estiro una vez mas llegando a la Vagina de la chica, comenzando a lamerla y estimularla, cada centímetro mientras llena de saliva la punta de la misma comenzó a vibrar envolviendo el clítoris de la pequeña, al tiempo que el resto de la lengua lamia y estimulaba de forma perfecta en patrones cada centímetro del resto de la vagina de la chica...

Jizz entonces con sus dedos comenzó a acariciar el ano de la chica, presionándolo suavemente hacia dentro sin introducir ningún dedo, solo acariciándolo y presionándolo, siguiendo el ritmo de su pene, entrando y saliendo de la boca de la chica, sus tentáculos lubricando en los pezones y su lengua en la vagina de la chica, la cual envolvió aun mas el clítoris con su cuerpo mientras que la punta comenzó a lamer y lubricar mas la entrada de la chiquilla saboreando todos y cada uno de sus fluidos... Estimulando con una deliciosa mezcla de los fluidos de la chica con la saliva de Jizz...

Para el momento Jizz decidió introducir algo de su lengua en la entrada de Kisaki, adentrándose un poco dentro de ella estimulándola por dentro.... Al tiempo decidió darle un regalo a la chica, en su boca, eyaculando y echando una enorme carga de semen dentro de la misma, llenándola y esparciéndose por toda la cama... Su lengua seguía estimulando el clítoris y adentrándose dentro de la chica con dificultad, mientras chorreaban y escurrían fluidos, sus manos estimulaban el ano de la chica sin entrar y sus tentáculos sus pezones... A un mismo ritmo, cada envestida aumentaba el placer y la intensidad. ¿Como respondería la pequeña a esto?
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 21, 2013 7:28 am

Seguía lamiendo el pene de su amo, aumentando cada vez más el ritmo, lamiendo la punta de este, llenando todo este con los fluidos que salían, saboreandolos y mezclándolos con su saliva. Notó como las manos de su amo comenzaron a masajear su trasero, más y más, haciendo que aquellos fluidos de que salían de su vagina no dejasen de salir, mojando el pecho de su amo y derramandose por los lados; mientras que no dejaba de lamer, metes y sacar su pene se la boca.

-A-ah-. Gimió Kisaki, al notar aquellos tentaculos que masajeaban su abdomen, extrañandose, ¿qué era aquello? ¿cómo había logrado sacar eso? Pero decidió no pensar en aquello y seguir lamiendo el gran miembro de su amo, cogiendo algo de experiencia en esto, pensando que a su amo le gustaba lo que ella hacía.

Los tentaculos comenzaron a masajear su pecho, haciendo que esta aumentase el ritmo con el que se metía y sacaba el pene en su boca, ya que no podía gemir y cortar el placer a su amo como había hecho anteriormente. Su excitación no se notaba sólo en los pezones y el sonrojo, cada vez salía más fluido, que ella no podía controlar. La gata estaba a punto de llegar al limite, de nuevo, pero intentó resistirse algo más, aunque no le sirvió de mucho cuando notó la lengua de su amo allí.

Su cuerpo temblaba, ella se estremecía, pero no podía dejar de lamer el pene de su amo, ¿qué tenia de especial? Ella no veía de mucho lamer aquello, antes pensaba que era algo asqueroso, pero sin duda ahora era algo que le encantaba. Notó como la saliva de su amo se mezclaba con aquellos fuidos que no dejaban de emanar, centrándose en su clítoris sin duda erectado, debido a todo el placer que estaba sintiendo la pequeña.

Eran demasiadas cosas dándole placer: los tentáculos, la lengua de su amo y sus dedos, añadido de sus felaciones a su pene; la gata estaba llegando a su límite, estaba a punto de eyacular, pero aun así seguía aguantando.

La lengua de su amo se introdució dentro de ella, notándolo, al mismo tiempo que notó que su amo estaba eyaculando, sin aguantarse. Esta tragó la gran parte del semen que había expulsado, saboreandolo y lamiendose los labios, para después lamer el pene de nuevo para poder continuar saboreando aquellos nuevos fluidos, decidiendo que no era necesario aguantarse más, y arqueando un poco su espalda, expulsando aquellos fuidos calientes que se estaba conteniendo, llenando la lengua de su amo de estos.

Levantó la cabeza, jadeando, dejando de lamer y sentándose sobre el pecho de su amo, mirándole moviendo la cabeza, de lado, pero cerrando los ojos de nuevo debido a las estimulaciones de los tentaculos.

-J-ji-sama... ¿Por qué...?-cortó su pregunta, para volver a tumbarse sobre el, ya que no podía con tanto placer que le estaban dando aquellos tentáculos y la lengua de su amo-. A-ahn... A-ah... ¿P-por qué se siente tan bien...? N-nya...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 21, 2013 8:48 am

Jizz solo sonrió de placer al ver a la Neko devorando con fundamento todo lo que de el salia, sin duda estaba disfrutándolo mucho, puesto a pesar de su tamaño ella tenia todo lo necesario para satisfacerlo... Ademas no es secreto para nadie que Jizz amaba a las Loli, lo cierto es que después de expulsar su carga sintió los cálidos jugos de la hermosa gatita en su cuerpo, escurriendo por todo su pecho, sin duda disfrutaba este sabor, este lo excitaba mucho mas, pero algo estaba pasando mas allá de esto, cuando el pene de Jizz se vino enormemente bañando a la pequeña, también eyacularon los tentáculos que acariciaban sus pezones, llenando de semen o algo similar todo el pecho de la Neko... Para entonces un par de tentáculos mas salieron, esta vez de las espalda de Kisaki y removieron su camisón también... Lanzandolo en un rincón de la habitación con vista a la ciudad, dejando su pecho y todo su cuerpo expuesto a sus miradas y su pecho lleno de esos fluidos, entonces cuando ella cayo Jizz solo seguía estimulándola, cada vez de formas mas placenteras...

En ese momento mientras su lengua entraba a duras penas en la cavidad de Kisaki, Jizz que estaba presionando su ano de formas perfectas decidió meter poco a poco su dedo indice, penetrando en el delicioso y apretado ano de la Neko, entonces hizo vibrar mas su lengua y aumento el placer en los pezones de la pequeña al tiempo que comenzó a dar envestidas de nuevo metiendo y sacando su pene de la boca de la rubia, disfrutando cada segundo... Alli, los tentáculos que retiraron el camisón, comenzaron a masajear los pies de la pequeña, con una muy buena técnica, llenándolos también de esos extraños lubricantes que potenciaban el placer.

Entonces en un movimiento retiro sus manos del ano de la pequeña y la tomo por la cintura y agilmente se puso de rodillas levantando a la chiquilla y colocandola de frente a el, mientras la sostenía por sus caderas, su pene estaba ahora en frente del abdomen de Kisaki y ella estaba justo frente a su amo que la sostenía, mientras tanto los tentáculos de los Pezones incrementaron sus ritmo y técnica mientras los de los pies masajeaban mucho mas, entonces salio un par mas, que se dirigieron debajo de Kisaki, a sus partes, uno comenzó a acariciar y masajear el clítoris de la pequeña de forma ágil y sumándose al ritmo y el otro a dar placer en su ano...

Entonces todos los tentáculos vibrando y masajeando de formas espectaculares buscaban hacer venirse de nuevo a la pequeña, en ese punto Jizz coloco su mano, una de ellas sobre el rostro de Kisaki, acariciando su labio con el pulgar...

-Mi pequeña... Se siente así porque este es uno de los máximos placeres... Déjate llevar por Jizz como lo haces... Y te prometo lo disfrutaras aun mas... En ese punto sonrió y el tentáculo que estaba en el ano comenzó a entra en el apretado ano de Kisaki, haciéndose camino mientras seguía el ritmo constante de todo, los pezones, los pies, su clítoris y las envestidas deliciosas del ano, todos llenos de un lubricante natural que incrementaba el placer.... Sin duda buscaba hacer explotar a la chica. Entonces dijo...

-Pequeña... Cuando lo desees y te sientas lista puedo hacerte recibir esto... Señalando con su mirada su pene, con una sonrisa, a pesar de la escena Jizz no perdía su ternura o su cariño a la Neko.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 21, 2013 9:14 am

Soltó un leve gemido cuando su amo introduzco aquel dedo en la cavidad de su ano, haciendo un intento de cerrar sus piernas, aunque sin exito. Los tentáculos hacían cosquillas en sus pies, haciendo que la gata se estremeciera más y más, moviendo las piernas y pegándolas contra los laterales de su amo, añadiendo tambien el masajeo que hacía este con su lengua en su clítoris, excitándola aun más.

Se sentó sobre la cadera de su amo, movida por este mismo, abriendo sus ojos sonrojada y mirándole a los suyos, jadeando, poniendo las manos en su pecho, notándo en su abdomen el pene en erección de su amo, lleno de aquellos liquidos que había saboreado minutos antes, mojándola. Arqueó la espalda, cerrando de nuevo los ojos ante los continuos movimientos en sus pezones y pechos, además de pies, de aquellos tentáculos que no dejaban de dar placer a la gata.

Un nuevo par nació, que notó que iba subiendo por supierna, comenzando a masajear de nuevo su clítoris, haciendo a la chica apoyar la frente en el hombro de su amo, a punto de volver a llegar al límite, por segunda vez.

Levantó la cabeza a duras penas, ayudada por la mano de su amo que la sujetaba de la barbilla, mirándole a los ojos, con aquel sonrojo tan enternecedor, escuchando sus palabras.

- E-espero que cumplas tu promesa, ¿e-eh...? - dijo añadiendo una sonrisa, su tierna sonrisa, que fue cortada por un leve gemido que emitió la pequeña al introducirse aquel tentáculo en su ano, temblando ante las demás sensaciones, pegándo su pecho contra el suyo, mojando ambos, aunque el suyo ya lo estaba, resistiendose para no llegar de nuevo a eyacular.

Miró a su amo de nuevo, nerviosa, pero decidida, clavando sus ojos azules en los suyos, jadeando, sonrojada, moviendo sus manos hasta el pene de Jizzy, agarrándolo con algo de fuerza y moviendolas por el.

-Lo quiero...-dijo en un susurro casi ináudito, cogiendo aire y volviendo a decir estas palabras, claramente, entre sus jadeos y gemidos, incitando al amo a cumplir su petición-. Lo quiero ya... D-dentro de mi... J-ji-sama...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 21, 2013 9:59 am

Al escucharla Jizz solo sonrió, estaba complacido con esa respuesta, después de todo la chica podía complacerlo, a pesar de que sabia se estaba conteniendo continuo dando envestidas en el ano de la chica cada vez mas fuerte mientras daba mas atención a su clítoris, pies y pezones, llenándolo con sus lubricantes poco a poco... Para ese entonces le dio un pequeño beso en los labios y le dijo..

-No te contengas... Cada vez que te vienes me excita un poco mas... Con la mayor de las sonrisas, sincera y natural, pues claro estaba acostumbrado a estas cosas, entonces hizo vibrar el tentaculo ya dentro de la pequeña y todos los demás, de las formas mas intensas y fuerte, para tomarla con sus manos, alzarla y colocar su pene justo debajo de su vagina, la cual chorreaba a lo largo de este gran cantidad de fluidos, como una cascada, mientras comenzaba a introducirlo con gran dificultad dentro de la pequeña, entrando poco a poco, haciendo entonces vibrar mas a su apendices...

Tras eso se decidió a terminar de introducir todo lo que cabía de su pene en la pequeña bañada en fluidos, una vez adentro comenzó a mover su pelvis en el mismo ritmo que todo lo demás, mientras el tentáculo en su ano salia y entraba un poco, penetrándola por ambas entradas, entonces Jizz movía su pelvis, llenando con cada envestida toda la cavidad de Kisaki completa, entrando y saliendo mientras lubricaba dentro de ella, los tentáculos en sus pies acariciaban y masajeaban entre los dedos, los pezones y la especial atención en su clítoris... Dijo entonces al oído de la chica que explotaba ante el:

-Estoy dentro de ti pequeña... Estoy emocionado por ello... Con una sonrisa mientras aumentaba el ritmo, la intensidad, el poder y escuchaba los gemidos de la Neko, entonces saco un apéndice extra, el cual lucia como un pene y comenzó a introducirlo en la boca de Kisaki... Pequeña... Hazme acá lo que hacías en mi miembro... Déjate llevar, derritete y fundámonos... Decía mientras comenzaba a meter en boca de la chiquilla el otro tentáculo...

Todo entonces comenzó a funcionar como una maquina, el pene dentro de ella llenándola hasta explotar, el tentáculo dentro de su ano, el dentro de su boca, los de los pies, el del clítoris, el de sus senos... Todos buscaban hacer estallar a Kisaki y quizá lo estaban logrando.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Abr 22, 2013 2:06 am

-N-nya-...N-...A-ah-. La pequeña gata no podía dejar de gemir, cerrando sus ojos. Desconocía cómo su amo podía hacer todo aquello a la vez, hacerla sentir tanto placer tan junto, en diferentes puntos de su cuerpo. Notaba como los tentáculos dejaban humeda la zona por la que pasaban, llenándola de lubricantes, cuando el amo cesó sus gemidos con ese pequeño beso que dió a su gata.

-D-de cuerdo...No me contendré...-pronunció la gata después de separar sus labios, con una pequeña sonrisa, con los ojos cerrados, que abrió para mirar a su amo de nuevo, a los ojos-. Q-quiero que me beses más... M-más... -pidió la chica, sonrojada. Sin duda los besos de su amo era algo que la habían encantado, y quería más de aquello. Tenía demasiado placer en otros lugares, pero necesitaba también aquellos besos, de los labios de su amo.

Soltó un gemido más fuerte que los demás, notando aquellas vibraciones que la hicieron sentir más de aquel placer que le estaba dando, llegando a su limite, abrazando a su amo para después obecerle, el no contenerse. Y así lo hizo, no se contuvo, liberó aquellos fluidos que de nuevo se estaba aguantando, llenando de nuevo a Jizzy de ellos,y más cuando la levantó.

La gata estaba nerviosa, era su primera vez, no sabía que sentiría. La gente decía que dolía, y ella no quería sentir dolor, aunque veía imposible sentirlo porque otros sentimientos de placer intercedían. Notó como el pene de su amo iba introduciendose dentro de ella, haciendola soltar leves gemidos no solo por las vibraciones, sino por aquello. Pensó que quizas eso estaría demasiado apretado para su amo, pero eso no le preocupaba. Ahora mismo su amo estaba dentro de ella, entrando y saliendo, provocando más placer a la pequeña, que no sabía de que lugar procedía el placer que sentía. Cada vez era de un sitio diferente, aunque sentía curiosidad por saber cómo sería el que sólo tuviese el miembro de su amo dentro de ella, sin nada más, pero no podía negar que todo aquello le estaba gustando.

-J-ji-sama... D-dentro de mi... S-se siente bien...-Logró decir entre pequeños gemidos, con una pequeña sonrisa, apoyando la cabeza en el hombro de su amo, sonrojada sin duda, que fue interumpida por aquel tentaculo que se iba introduciendo en su boca. Ella comenzó a lamerlo y a meterlo y sacarlo de su boca, obececiendo a su amo, fundiéndose con él.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Abr 22, 2013 7:18 am

Al sentir y escuchar a su Neko solo continuo penetrándola por todos los lugares, uno a uno, estimulándola en todos los lugares, de formas intensas y poderosas, cada vez mas fuerte, cada vez con mayor profundidad, todo en un mismo ritmo, en armonía, con maestría extrema, casi como una maquina sexual que trabajaba para derretir a Kisaki, con cada embestida, con cada golpe de su pelvis, con cada tentáculo estimulando, el clítoris, los senos y pezones, su boca, sus pies, su ano... Y por supuesto el miembro de Jizz entrando y saliendo a duras penas de dentro de Kisaki, pero de pronto sucedió algo un poco extraño...

Jizz saco su miembro de Kisaki, dejando solo escurrir los fluidos de la chica y continuo con las demás estimulaciones, subiendo el placer al extremo, de formas poderosa, haciéndolo cada vez mas rápido, subiendo el ritmo, subiendo la intensidad de sus masajes, sus lamidas y sus estimulaciones, llevando a la pequeña al limite de los limites, de pronto entonces todo comenzó a incrementar su poder, su placer con cada segundo, con cada pasada, con cada entrada, estimulandola desde adentro y desde afuera... Entonces Jizz sonriendo tan solo se vino totalmente, se vino en cada una de sus tentáculos, en cada agujero, escurriendo las cargas de semen por el ano de la chica, en su boca, el tentáculo del clítoris lleno toda la pelvis y el abdomen, el de la boca seguía viniéndose y los de los senos llenaron todo su pecho... Sin contar lo de los pies que seguían estimulando y viniéndose.

Así sucedió hasta que terminaron de venirse, de llenar de toda clase de líquidos a la Neko, entonces en ese momento todos se guardaron en la espalda de Jizz, este coloco a su neko en la cama y se puso encima de ella... Sonriendole le dio un tierno beso en los labios y luego comenzó a meter de forma tierna su pene en la vagina de la chica, poco a poco, hasta introducirlo todo lo que se podía, mientras movía su pelvis en ese acto, acariciaba el cabello de la gatita y le daba tiernos besos en los labios... En uno de eso solo se quedo besandola, sus labios unidos, fundidos en esos besos mientras cada embestida de su pene venia con ternura, a pesar de todos los fluidos de los que estaba cubierta la Neko, Jizz solo la veía tierna, no le importaba, solo la besaba con cariño ternura... Sin duda se había enamorado de Kisaki...

Tras esos besos comenzó a aumentar su velocidad dentro de ella, besando sus labios, dándole placer... Peor también cariño.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Abr 22, 2013 7:51 am

Ella no dejaba de gemir ante los movimientos continuos de su amo, que seguía estimulandola sin parar, haciendo que la cantidad de sus gemidos y su fuerza con la que los decía fuesen aumentando más y más, intentando abrazar a su amo, pero sin resultado alguno, ya que tanta penetración y los tentáculos en sus pechos la obligaban a tener su espalda arqueada. Sin duda se estaba derritiendo, estaba en su limite completo, es más, posiblemente ya lo habría pasado hace bastante tiempo, se sentía en perfecta armonía con su amo.

Se sorprendió un poco ante el movimiento de su amo, de sacar su pene de ella, haciendo que esta abriera los ojos y le mirase, pero pronto notó que los tentáculos comenzaron a hacer que sintiese más placer, estimulándola más, haciendo que se sintiese como si lo que estaba pasando en su cuerpo lo estuviesen haciendo varias personas, temblando un poco, con un pequeño escalofrío, y sus gemidos que se oian y resonaban por toda la habitación, intercalados por los momentos de silencio que tenía cuando lamia y se metía y sacaba el tentaculo parecido al pene de su amo en su boca, esta que no paraba de hacer pequeños movimientos con su cadera debido a aquellas embestidas...

Notó como aquellos tentaculos comenzaban a expulsar sus cargas de semen, sin duda caliente, que hicieron a la chica pararse y sonrojarse aun más, notando como escurria por su piel, llenandose de todos aquellos fluidos, tragando aquellos fluidos de nuevo, todo lo que salía, sin apartar su boca de alli, disfrutando de aquel semen que sin duda le resultaba delicioso.

Se relamió el labio un poco al tumbarse en la cama, sorprendida, al fin sin sentir nada, pero con demasiado calor, mirando a su amo a los ojos y sonriendo tiernamente. Posiblemente cualquier persona no habría emitido esa sonrisa, una sonrisa tan tierna que representaba tanta inocencia, esa inocencia de Kisaki desbordaba.

Correspondió a su amo en aquel beso, fundiendose de nuevo con él, notando como su pene volvía a introducirse dentro de ella, notando un pequeño dolor del que antes no de había percatado, pero el placer era aun más mayor, así que no dio importancia al pequeño dolor, centrandose en los labios de su amo y en su miembro dentro de ella. Dobló las piernas alrededor de la cadera de Jizzy, pensando que así estaría más cómoda, y a la vez rodeando su cuello con sus brazos, acercándole a ella aun más.

¿Qué estaba sintiendo Kisaki ahora mismo por su amo? Sin duda le tenía un cariño incomparable, era la persona con la que quería pasar toda su vida, sin importarle lo demás. Muchas personas pensarían que Jizzy era la clase de persona que busca sólo el sexo, y utiliza las mascotas sólo para eso, pero Kisaki no pensaba así. Cierto era que a pesar de ser su primera noche a su lado ya había perdido su virginidad, pero eso no le importaba, notaba que no lo hacía solo por placer, notaba esa dulzura con la que su amo le trataba, ese cariño y ese afecto. La pequeña desconocía de que se trataba ese sentimiento que tenía, ¿qué sería?
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Abr 22, 2013 8:34 am

Jizz sentía a su Pet tan cerca de el, sus cuerpos desnudos, su aliento, sus gemidos, sus labios en cada beso... Sus manos entrecruzándose por sobre el, sus piernas apretando y asegurando su cuerpo, era delicioso, era hermoso, por esto con cada envestida de su Pene Jizz se iba cada vez mas, se perdía en los ojos azules de Kisaki, dejándose llevar por ella... Moviendo cada vez mas su pelvis, entrando y saliendo de ella.

Sus manos acariciaban el cabello de la chica, sonreía de forma tierna al ver su sonrojo solo para dejarla de mirar con cada uno de sus besos, sintiéndola cómoda, apretada por dentro, pero lo disfrutaba, cada envestida la daba con sumo cuidado y delicadeza, irónico después de lo que había pasado antes, pero Jizz no solo era un Incubo-Bestia pervertido, sino que mas allá de eso era un amante y estaba con su querida, si pequeña, su Neko... Eso incrementaba la pasión, las sensaciones mientras pasaba la yema de sus dedos por la Neko, mirándola con una sonrisa, con amor, con pasión.

Las luces de los edificios entraba por el muro e ventanas, alumbrando todo, llenando de romanticismo la habitación, entonces el proxeneta Rey comenzó a incrementar su ritmo, su velocidad, su fuerza... Mientras miraba a la pequeña y la besaba eventualmente, hasta que se dejo ir, la beso como nunca, fundiendo sus labios con los de ella, introduciendo su pene hasta que nada mas daba, lo mas profundo y a la vez fuerte, pero tierno, dejando salir todo su semen dentro de la pequeña, besándola con cariño, con las cosa mas bellas que podía dar... Viniéndose totalmente dentro de ella dejando chorrear todo allí, por el espacio que quedaba entre ellos dejaba salir su semen, el cual salia a presión bañando un poco la cama, mientras el beso que los fundía se hacia mas intenso, jugando Jizz con la lengua de la pequeña... Para alejarse dejando un hilo de saliva y decir..

-Espero estés bien pequeña... No quise pasarme en ningún momento... Luego con una sonrisa aun sobre ella... Mira como te he bañado, vamos a limpiarte pequeña...Entonces acaricio un poco su cabello, esperando sus palabras.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Mar Abr 23, 2013 5:29 am

Cada vez que su amo salía y entraba en ella no podía evitar soltar aquellos gemidos. Ya no sentía dolor, sólo placer, y era capaz de mantener los ojos abiertos por un rato, observando a su amo, fundiendose con el en cada beso, deseando no separarse nunca de él. No sabía que aspecto tendría ella en esos momentos, pero no uno muy decente, imaginandose, y aumentando su sonrojo. Pero pronto dejó de pensar en aquello, centrándose de nuevo en su amo, en el placer que le estaba dando y cómo estaba disfrutando de aquello.

La sonrisa de su amo, sin duda, la derretía, era una sonrisa hermosa, con aquellos ojos que no dejaban de mirarla, aquellas manos que acariciaban su cabello, sus labios contra los suyos, y su miembro entrando y saliendo en su apretada vagina.

Por un momento la gata pensó que estaba haciendo, la situación y como habían llegado a ello. Si no se equivocaba, aquello era algo de vital importancia en la vida de alguien, su primera vez, y era feliz de haberlo podido compartir con su amo, ya que, después de todo, era junto a el con quien pasaría el resto de sus días, ¿y quién mejor que aquella persona para experimentar toda clase de sentimientos?

No había notado aquel romanticismo de la habitación, desde la cual se podían observar las estrellas, y eso era algo que ella había soñado y siempre estaba presente en sus fantasías. Las estrellas. ¿Qué tenian de especial? Era algo que le encantaba a la pequeña.

Soltó un gemido más fuerte que los anteriores, siendo interrumpido por aquel profundo beso, ya que el pene de su amo había llegado hasta lo más profundo de ella, expulsando todo aquel semen acumulado, excitando como nunca a la gata que, sin duda, ya lo estaba antes, expulsando ella tambien esos fluidos que aguantaba, comenzando a chorrear por fuera de su vagina todo aquello que no cabía en ella, mojándo aquellas sábanas. Pero aquello no le importó, ya que estaba bañada completamente en aquel semen, y algo más de aquello no era demasiado para ella. Adoraba cómo su amo jugaba con su lengua, moviendo la suya dentro de su boca, presionando su lengua y lamiendola. Abrió los ojos, mirándole sonrojada, cuando este cesó el beso, dejando aquel hilo de saliva, soltando una pequeña sonrisa, una tierna sonrisa.

- Estoy bien... No te preocupes... - dijo, sonriendole, quitando las manos de su cuello, poniendo una sobre su mejilla, acariciándola-. Si eh, me has puesto perdida, ahora tendrás que lavarme tú, sabes que no me gusta mucho el agua. La próxima vez te castigaré, estaba demasiado caliente-. Bromeó riendo, sin dejar de mirar aquellos ojos, en los que se reflejaban los suyos azules.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Mar Abr 23, 2013 6:46 am

Tras escucharla solo se hecho a reír, se percato entonces que había literalmente bañado a su Neko de semen, desde la cabeza a los pies, totalmente llena, esto era una imagen que le causaba gracia ya que no se había percatado cuando había sucedido, entonces comenzó a sacar su pene de la Neko, una vez fuera de su vagina salían mas fluidos, derramándose ya que el miembro de Jizz era el que los detenía dentro de ella, allí Jizz se levanto y se puso de pie, dejándola a ella acostada entonce dijo acariciando su cabello, también lleno de aquellos fluidos...

-Lo siento Miss... No imagine le daría un baño el día de hoy Echándose a reír... Espero le haya gustado y la haya satisfecho, ya que esa siempre fue mi intención pequeña mía... Ahora solo te limpiaremos y nos acostaremos a dormir... Entonces la miro con un rostro sonriente y dijo haciéndole una broma... ¿O prefieres quédate así?... Igual si me dan mas ganas en la noche lo haremos de nuevo... Riéndose a carcajadas una vez mas mientras miraba los hermosos ojos azules de su Neko.

Luego Jizz aplaudió cerca de 3 o 4 veces, tras esto se abrió la puerta de la habitación y entraron tres Maids con toallas y se dirigieron a la pequeña, llevándolas en sus manos, al estar frente a ella comenzaron a limpiarle el Semen del que estaba impregnada en toda su humanidad... Entonces con sus toallas las chicas limpiaban los pies de la Neko, sonriendo y obviamente haciendo una reverencia antes de tocarla después de todo la rubia era su señora...

Una vez sucedido esto el buen Jizzy se acerco a ella con una sonrisa en su rostro, mientras otra Maid tomaba el pene del hombre que aun chorreaba semen y comenzó a limpiarlo, todo esto mientras veía el hombre como limpiaban a su Neko... Entonces dijo:

-Miss...¿Que opina si nos acostamos a dormir en este momento y dejamos para mañana el lavarnos, igual podemos limpiarnos juntos, de todas formas según lo que vi en sus ojos disfruto bastante estos fluidos... Dando un paso a la cama, Entonces no creo que le moleste dormir así... De lo contrario las chicas la limpiaran hasta quedar totalmente limpia...

Luego se sentó en la cama junto a ella y comenzó a acariciarle su rostro..

-¿Vamos a dormir Miss?...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Mar Abr 23, 2013 7:33 am

Hinchó los mofletes tras la risa de su amo, mirándose a ella misma, apartando la mirada después, aun sonrojada por aquello. No le disgustaba, pero no podía negar que era algo muy pegajoso y caliente, más antes que ahora. Soltó un leve gemido ante el movimiento de su amo, que la pilló de sorpresa, para después, sonrojada, cerró las piernas y se puso de rodillas en la cama, con la cabeza agachada, sonrojada, apartando la mirada del miembro de Jizzy, que no dejaba de expulsar aquellos fluidos, notando que de su vagina también chorreaban unos pocos, cerrándo algo más las piernas, poniendo sus puños sobre sus rodillas, de una forma linda, sin duda.

- N-no tienes por que disculparte... -rió-. N-no es que me gustase p-pero... estuvo muy bien...-admitió, avergonzada, mirando a su amo-. ¡N-no! ¡Es pegajoso! P-por lo menos quítamelo un poco...-aunque no la importaba repetirlo, nunca lo admitiría, así que lo negó, mirando a los ojos a su amo, con un sonrojo demasiado evidente.

La gata miró a aquellas maids, haciendoles un gesto de agradecimiento, moviendo un poco sus orejas, estas también mojadas por estos líquidos, algo pegajosas, que también limpiaron las maids. Su mirada cambió a la maid que estaba limpiando a su amo, hinchando levemente los mofletes, para después apartar la mirada algo indignada. ¿Celos quizás? Kisaki no sabía que era ese sentimiento, pero estaba claro que no le gustaba para nada.

-Me parece bien-. Pronunció algo cortante, aun con la mirada en otro lado, con sus celos presentes-. Tampoco lo disfruté tanto...B-bueno, si-. Admitió con un suspiro, sonrojada, para después volver a esa posición "tsundere", de celosa-. No es necesario que me limpien más, puedo dormir así-. Su amo comenzó a acariciarle el rostro, haciendo que esta lo inclinase un poco, pero mirándole a los ojos con esa mirada que quizás expresaba los sentimientos que tenía en su interior, ¿por qué le molestaba que otra persona que no fuese ella tocase a su amo de esa manera?
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Mar Abr 23, 2013 1:19 pm

Sonrió al ver a su pequeña celosa, obviamente no le diría en su propio rostro que era una celosa, sabia que no lo aceptaría y que esto generaría solo mas conflictos y problemas, por eso prefirió callar, cerrar su boca con una sonrisa, viéndola a sus tiernos ojos azules, que le recordaban y le hacían pensar en ese mar donde se conocieron, entonces Jizz solo se acerco y le dio una pequeña lamida en su nariz, pero algo le causo demasiada risa al proxeneta... Lo que causaba risa, era que la pequeña a pesar de ser limpiada seguía bañada y empapada en semen, simplemente por su pequeña terquedad, no había querido ser limpiada totalmente, su cuerpo era pegostoso, lleno de es material blanco tan sensual para muchos... Incluso sus mechones de cabello estaban llenos, por lo que pensó ir en la mañana a unas aguas termales con ella, al menos que la pequeña luciera muy complacida dormida, en ese caso la dejaría en manos de sus Maids para bañarla y el madrugaría a poner sus pensamientos en orden, puesto ya no solo pensaría en el, sino en su pet, su chiquilla...

Entonces se sentó en la enorme cama junto a ella, la hermosa y tierna Kisaki, la cual aun tenia bajo de ella un charco de fluidos corporales, entonces la tomo y se recostó, colocandola contra su pecho, dispuesto a dormir esa noche, con su deliciosa y hermosa Pet sobre el, besándola poco a poco, en su cabeza... Tan solo relajandose con ella mientras acariciaba el cabello de la chica y sus orejitas de Neko, mientras que llevo la otra mano al cuello de la chica, acariciando el collar de Pet que el le había dado, el corazón con el nombre de Jizz....

-Pequeña... Durmamos... Mañana te levantaras siendo la Pet de Jizz... Mi propiedad según muchos... Para mi... Tan solo mi adorada, mi ternura, mi Kisaki...

Acariciando a la pequeña bañada en cariño, ternura y... Semen, tan solo fue cerrando los ojos en confianza apretándola mas a su cuerpo, en silencio, queriéndola con todo su corazón en ese momento, ahora no eran dos extraños, eran un amo y su pet dormidos, juntos...

-Pequeña... Cerremos los ojos y durmamos, ya abra un mañana para nosotros... Mañana despertaras como mi pet e iniciaras una nueva vida conmigo...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Miér Abr 24, 2013 7:52 am

No dejaba de mirar a su amo de reojo, viendo aquella sonrisa, y aquellos ojos que no dejaban de mirarle a sus ojos, esbozando al final una sonrisa, dejando de tener esa actitud, cuando el lamió su nariz, cerrando los ojos y sonrojandose, soltando un pequeño maullido, estremeciendose, para después volver a mirar a su amo con aquella expresión, hinchando los mofletes.

¿De qué se reia? ¿De su reacción? Kisaki no lo entendía, así que volvió a su actitud obstinada de antes, apartando la mirada. No le importaba quedarse así, después de todo, su amo dijo que posiblemente lo repitirían, y la gata veía una perdida de tiempo el bañarse para después volver a ser manchada, ya que en parte odiaba el agua y la evitaba a toda costa. Cogió un mechón de pelo, colocándoselo detrás de la oreja, notando que este tambien estaba pegajoso y lleno de aquellos liquidos, soltando un pequeño suspiro, aun sonrojada, manteniendo despues los mofletes hinchados.

Apoyó las manos sobre el pecho de su amo, sonrojada, mirándole, quitando aquella expresión de niña pequeña, apoyando tambien su cabeza, cerrando los ojos, notando esos tiernos besos. Movió un poco la cabeza, frotando sus mejillas sonrojadas contra el, con esa sonrisa de complacida, escuchando las palabras de su amo.

-¿No lo soy ya?-dijo, riendo, levantando la cabeza, mirandole a los ojos-. La idea de ser solo tuya me gusta... - confesó, sonrojada, apartando la mirada.

Se acercó a los labios de su amo, besándole lentamente, tiernamente, algo torpe, ya que era el primero que lograba dar ella, separandose con una sonrisa, y aquel hermoso sonrojo, apoyando la cabeza en su pecho, cerrando los ojos, dispuesta a dormir.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Miér Abr 24, 2013 12:10 pm

Ternura, delicia.. Dos palabras que pueden describir lo que sintió el señor Jizz ante los labios de Kisaki, los cuales le arrebataron un beso por si misma por primera vez, cosa que encanto al señor, sus labios juntos, por voluntad de ella, de hecho era primera vez que alguien daba a Jizz un beso tan tierno y en parte torpe, pero nunca lo habían besado de forma tan deliciosa...

-Oh... Kisaki....

Dijo sorprendido, sin saber que decir o hacer, nunca lo habían besado de una forma tan natural y tierna solo porque lo quieren, cosa que hizo al proxeneta solo reír y dejarse llevar, asimilando lo que había pasado.

La luz de la ciudad entraba por el ventanal, toda la ciudad a sus pies, cada luz en los edificios, cada una de las fiestas abajo, la decadencia de la ciudad, los Casinos, cada una de esas brillantes señales de que la ciudad esta viva, todas estas entraban como un papel tapiz, como mostrando que eran los dueños de esto. Las Maids salieron de la habitación y una se sentó fuera de esta por si acaso el señor y su pet tenían cualquier capricho o deseo, esperando. Por otro lado el cuerpo de Jizz sudado, con algo de sueño y ganas de dormir, cerrando los ojos, totalmente desnudo con su Pet también desnuda y aun bañada en semen en sus brazos, se podía ver el cansancio, la pequeña estaba deshecha, destruida luego de la faena o por lo menos eso era lo que se podía apreciar a simple vista.

El brazo de Jizz acariciaba la espalda de su pet sobre su pecho, con la yema de sus dedos, mientras solo se recostaba cada vez mas en unas enormes almohadas de piel de cebra que estaban en la cama. unas barandas en forma de escultura de mujeres y en frente de eso el susodicho Jacuzzi... Las luces de la habitación fueron bajando poco a poco cuando ambos se quedaban dormidos, la cama tenia una especie de calentador el cual subía su temperatura, regulándola y haciéndola cálida y agradable para el ambiente, esto daba mucho sueño a Jizz puesto ya era bastante tarde cuando recogió a su Pet y ahora mas después de todo lo que hicieron... mientras esto sucedía el señor de la prostitución solo acariciaba la espalda y el cabello de Kisaki, cerrando los ojos ya que le era muy relajante dormir y descansar con ella... Incluso le ayudaba el acariciarle a conciliar el sueño, era como un enorme relajante, Mr Suxxx solo pensaba "Por algo los villanos tienen un gato", ya que no podía dejar de acariciar a la pequeña... En silencio se reía un poco de esto mientras cerraba aun mas sus ojos, entonces dando suaves palmaditas en la espalda de la gatita dijo...

-Gatita mía... Dulces sueños... Durmamos y espero te puedas levantar temprano, no vaya a ser que por lo de hoy duermas de mas... Entonces siguió con sus ojos cerrados, volviendo a acariciarla, pasando su mano por esa espalda desnuda, uno de los pocos lugares que no estaban llenos de semen en la Pet y dijo en casi susurrando...

-Descansa y sueña con lo mas hermoso... Mi Kisaki.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Jue Abr 25, 2013 5:26 am

-¿Q-qué?-preguntó la gata, sonrojada, levantando la cabeza de allí y volviendo a mirar a los ojos de su amo, observando su sonrisa, a lo que respondió hinchando sus mofletes y quitandose de su lado, sentandose encima de la cama, de rodillas, mirando aquel ventanal.

Observó la cuidad, todas sus luces. Nunca antes había visto algo tan bello. Todos aquellos colores juntos, sin duda Toxic era una ciudad excelente y preciosa. Tenía sus pros y contras, como toda ciudad, pero en conjunto, era demasiado buena. La chica observó de lejos aquel edificio, su residencia, la residencia de pets, soltando una pequeña sonrisa para luego mirar a su amo y volviendose a tumbar encima suya, cuando este comenzó a acariciar su espalda.

Ese movimiento era demasiado relajante, algo que hacía que sus ojos se cerrasen totalmente, pegandose a su amo, con esa pequeña sonrisa, inocente, abrazandole como si la vida le fuese en ello. Era feliz, no podía negarlo. Había sido un día muy ajetreado, pero, sin duda, el mejor de su vida. ¿Quién iba a pensar que una simple excursión a la playa le daría a la persona con la que pasaría el resto de sus días? ¿Quién la iba a decir que querría tanto a aquella persona como a su propia vida? Kisaki sabia esto, y estaba feliz de que fuese Jizzy, su amo. Sus sentimientos por el sin duda eran puros, cristalinos, se podía ver a kilómetros de distancia lo que sentía por su amo.

-Que idiota eres-. Susurró la gata, dándole un ligero empujón, sin moverle demasiado, soltando una pequeña risa por aquel comentario, manteniendo los ojos cerrados-. Entonces seguro que soñaré que estoy a su lado...-concluyó la gata, relajandose completamente en el pecho de su amo.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Invitado el Jue Abr 25, 2013 7:12 am

Al ver a su pequeña fascinada con el paisaje siguió acariciándola, mimándola, era tan hermosa observando las luces de la ciudad y estas reflejándose en sus ojos, su ternura y belleza eran extremas. De pronto la pudo percibir observando la tienda de mascotas que desde el lugar se veía. ¿Y como no hacerlo?... Entonces en ese momento la abrazo desde atrás, dándole un beso en su mejilla, teniéndola entre sus piernas. Parecía se habían olvidado de su desnudes, de que estaban totalmente sin ropa, pero esto le encantaba al Proxeneta.

Cuando la chica se acostó en su pecho Jizz cerro los ojos y unas Maids, colocaron las cortinas al rededor de la enorme cama, cerrándolos dentro, mientras el Afro-Americano continuaba acariciándola, su cabello y su espalda cerrando los ojos para descansar, su respiración sentía y se sincronizaba con la e Kisaki en su pecho, sientiendola sobre el, respirando lanzando su cálido aliento... Cuando escucho a su tímida y Tsundere propiedad llamándolo Idiota, sonrió, sin duda tenia carácter esta pequeña adorable, por otro lado temía que el otro día todo le doliese a la chiquilla por las enormes actividades que habían hecho juntos... Las grandes hazañas físicas de la pequeña.

Cuando la escucho decir lo ultimo solo siguió acariciándola tiernamente con la punta de sus dedos, sus yemas, sonriendo, consintiendola con sus caricias, cerrando sus ojos y relajandose, dispuesto a dormir con ella por primera vez, entonces solo dijo...

-Perfecto... Sueña conmigo entonces... Que yo soñare contigo para mañana poder despertar juntos...

Terminando de dejarse llevar, dispuesto a dormir, dando bostezos en ese espacio cerrado sabiendo que también su chica estaba casi dormida... Así fue como durmieron aquella noche, descansando juntos, cerrando sus ojos juntos por primera vez, para nunca mas estar solos. La cama cálida, Jizz arropando a su pequeña en su pecho con una manta de piel de leopardo que estaba en la cama y sobre el techo de la cama un delicioso fresco de arte erótico, algún espejo y sus reflejos acostados... Listos para dormir.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Mi Palacio... Nuestro Hogar [+18]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.